DECLARACIÓN: La Propuesta de Coronavirus del Senado Pone la Agenda Política de Trump Por Sobre Las Vidas Estadounidenses, Dice Neera Tanden de CAP

Washington, D.C. – Neera Tanden, presidenta y directora ejecutiva del Center for American Progress, emitió hoy la siguiente declaración luego que el líder de la mayoría del Senado, Mitch McConnell (R-KY), diera a conocer una propuesta legislativa en respuesta a la pandemia de coronavirus en curso:

Como resultado de la incompetencia, la ignorancia y el dolo del presidente Trump, nuestro país se encuentra en medio de crisis económica y de salud sin precedentes. El presidente urgió a los estados a reabrir antes de que fuera seguro hacerlo y, ahora, con decenas de miles de nuevos casos diarios de COVID-19, algunos estados se ven obligados nuevamente a cerrar partes de su economía. Con todo, sólo conocemos los detalles de sus planes a pocos días de la expiración del seguro de desempleo, garantizando dificultades innecesarias para millones de estadounidenses.

La fallida respuesta de salud pública ha conducido a que se vuelvan a cerrar negocios, a despidos continuos, desempleo aún por sobre el diez por ciento y una recuperación en ningún modo cerca de lo que prometió el presidente Trump. Millones de familias, trabajadores y microempresas permanecen en graves apuros, pero el líder de la mayoría del Senado de alguna manera ha decidido que ahora es un momento apropiado para obligar a decenas de millones de trabajadores desempleados a enfrentar un gran recorte en sus ingresos, así como que estados y ciudades despidan a sus maestros y recorten servicios clave.

La propuesta del líder McConnell mantiene los fondos escolares como rehenes, con exigencias para asignar fondos fundamentales de escuelas públicas a escuelas privadas, y que reabran por completo aunque no sea seguro. Mientras la Cámara de Representantes de EE.UU. aprobó la Ley integral HEROES hace más de dos meses, resulta revelador que el presidente y sus secuaces hayan dejado al pueblo estadounidense en un lugar precario, al esperar hasta el último momento posible para comenzar las negociaciones con los demócratas de la Cámara.

Sin un final de esta pandemia a la vista, es crucial que el Congreso brinde certeza al pueblo estadounidense y a nuestras comunidades a más largo plazo, incluida la continuación de los beneficios ampliados de desempleo y sólida ayuda estatal y local. Desafortunadamente, los proyectos de ley de McConnell dejan atrás a los trabajadores desempleados, los estados y las comunidades, mientras que -al mismo tiempo- permiten que las corporaciones amorticen el costo de las comidas y bebidas elegantes de los ejecutivos.

Dado los máximos niveles de infección que estamos viendo en estados que se apresuraron en reabrir, es esencial que el Congreso salvaguarde la salud pública expandiendo el acceso a la cobertura; garantizando que todos los trabajadores tengan acceso a permisos remunerados, y financiando el voto por correo, para asegurar que todos los estadounidenses puedan votar de manera segura. Además de apoyar a nuestras escuelas, debemos apuntalar nuestra infraestructura de cuidado infantil para proteger esos programas esenciales, que están sufriendo financieramente por el efecto multiplicador de la pandemia.

Mientras el presidente Trump está intentando con fines políticos poner la pandemia de coronavirus en el espejo retrovisor, es hora de que la Casa Blanca y la mayoría del Senado lidien con la real profundidad de esta crisis. Los estadounidenses de toda índole –familias, jóvenes, propietarios de pequeñas empresas, padres que trabajan, estudiantes y educadores– merecen por lo menos esto.

Relacionado: “Federal Funding Is Essential To Saving State and Local Public Services: State-by-State Fact Sheets” por Ryan Zamarripa

Para ver los últimos insumos de CAP sobre el coronavirus, visite nuestra página con información sobre coronavirus.

Para obtener más información o hablar con un experto, no dude en contactar a Ricardo Rauseo a ‮gro.ssergorpnacirema@oesuarr