Inmigración

DECLARACIÓN: Patrick Gaspard, Presidente y Director Ejecutivo de CAP, Tras Su Visita a Del Rio, Texas

Por Ricardo Rauseo | Publicado en Septiembre, 23 2021

Washington, D.C. — El presidente y director ejecutivo del Center for American Progress, Patrick Gaspard, viajó hoy a Del Rio, Texas, donde refugiados haitianos se han congregado en los últimos días. Tras la visita, Gaspard emitió la siguiente declaración:

Todos los estadounidenses deberían estar consternados por las condiciones que enfrentan los migrantes en la frontera sur de los Estados Unidos. Muchas familias, incluso aquellas con niños pequeños, vinieron aquí en busca de protección, para escapar de desastres naturales, la pobreza, violencia e inestabilidad política en su país de origen, Haití. No es una decisión fácil de tomar para nadie.

La administración Biden debe hacer más para proteger a los haitianos, comenzando por poner fin inmediatamente a las deportaciones a Haití. Las condiciones actuales en el país no pueden soportar estas deportaciones. La administración también debe asegurar que todas las personas en la frontera, como mínimo, sean tratadas con humanidad y que se les proporcione comida y agua, refugio y atención médica según sea necesario. Asimismo, la administración debe investigar y responsabilizar las acciones en los últimos días de la Patrulla Fronteriza de los Estados Unidos, incluidas las horribles imágenes de agentes aparentemente usando látigos contra migrantes haitianos. Dicho maltrato es inaceptable y nunca debe permitirse.

Finalmente, hago un llamado a la administración Biden a que se comprometa con un cronograma firme para poner fin al Título 42, la política de la era de Trump que se ha invocado para rechazar a las personas que buscan asilo. Debemos volver a comprometernos con ser una nación que da la bienvenida a los solicitantes de asilo, por lo que dicho cronograma debe incluir los pasos que tomará la administración para asegurar un proceso ordenado de asilo, que respete los derechos humanos. Mientras tanto -cuando el Título 42 todavía esté vigente y los haitianos no puedan ser devueltos a Haití-, la administración debe usar permisos humanitarios para permitir que las personas en peligro en la frontera ingresen temporalmente a los Estados Unidos, mientras aplican sus solicitudes de protección, a través del asilo y otros estados similares.

Debemos trabajar juntos para reconstruir el sistema de refugiados y encontrar más vías para entregar protección a los haitianos, tanto en los Estados Unidos como en los países vecinos. A lo largo de su historia, Estados Unidos ha sido un faro de esperanza para quienes buscan la libertad y debemos sostener ese principio. Como tal, Estados Unidos tiene la responsabilidad moral en nuestra política exterior de apoyar a la sociedad civil haitiana, mientras la nación trabaja para construir una democracia inclusiva.

Para obtener más información o hablar con un experto, no dude en contactar a Ricardo Rauseo a rrauseo@americanprogress.org.